6 de marzo de 2017   

Los docentes porteños adhirieron al paro y no hay clases en la Ciudad

Los gremios docentes de todo el país, incluidos los de la Ciudad de Buenos Aires,  acatan el paro previsto para hoy y mañana, una medida de fuerza dispuesta por Ctera en reclamo de paritarias nacionales.

Tras el rechazo al 18% de aumento salarial (10% ahora y 8 en noviemvbre) propuesto por el Gobierno porteño, los gremios docentes de la ciudad de Buenos Aires adhieren hoy y mañana al paro nacional convocado hace días por Confederación de de Trabajadores de la Educación de la República Argentina y decidieron postergar la continuidad de la paritaria hasta que haya culminado la medida de fuerza, que en principio sería mañana a las 19 horas.

Desde el Gobierno de la Ciudad ratificaron que se le descontará los días a los docentes que cumplan con la medida de fuerza, aunque el Jefe de Gobierno Horacio Rodríguez Larreta estaba convencido de que "muchos docentes van a ir a trabajar". Aseguró además que los días de paro "siempre se descuentan" y que  "está avalado por la Justicia. Día que no se trabaja no se cobra".

Rodríguez Larreta explicó que la propuesta salarial que hizo el gobierno llevaría el salario docente a los 26 mil pesos de sueldo mensual para aquellos que trabajan en jornada completa de ocho horas, aunque el mandatario olvidó mencionar que de ser cierto ese monto, se alcanzaría recién en en el mes de noviembre ya que la propuesta fue de un incremento de 18%, 10% ahora y el 8% restante en el penúltimo mes del año.

Por otra parte, el primer mandatario porteño criticó a los gremios docentes al asegurar que "que por más que llegáramos a un acuerdo en la Ciudad iban al paro igual, es decir, se iban a adherir de cualquier manera a la huelga convocada por CTERA y el resto de los sindicatos nacionales. Por eso decidimos suspender la paritaria hasta el martes a la tarde".

En tanto que la versión de los sindicatos difiere mueco a la manifestada por el Jefe de Gobierno, "La nueva postergación demuestra una vez más que la imposibilidad de destrabar el conflicto en la Ciudad (y en todo el país) es producto de la negativa del ministro Esteban Bullrich de convocar a la paritaria nacional docente. Negativa que se agrava con el techo del 18 % que el presidente Mauricio Macri le pretende imponer a las provincias en sus discusiones salariales. El año pasado, en esta fecha, los docentes estábamos en las aulas dando clases. Quien decidió cambiar el escenario e incumplir la Ley de Financiamiento Educativo fue el Gobierno", expresaron desde UTE-Ctera.

El viernes pasado se llevo a cabo una reunión entre los docentes y funcionarios porteños con el objetivo de destrabar el paro, no hubo acuerdo y se llamo a un cuarto intermedio hasta ayer, que el gobierno porteño pospuso hasta pasada la huelga. Según precisaron fuentes sindicales, el Ministerio de Educación porteño la convocatoria sería para el martes a las 19 horas.

Eduardo López de UTE, señaló que la oferta fue "de $1100 de marzo a octubre y $500 más a partir de ese mes. Nos ofrecieron dos yaguaretés y un roca, tres billetes. Ganamos $11.000, no alcanza. La ciudad es la jurisdicción más rica del país, puede dar mucho más que ese aumento".

El gremialista reiteró que el reclamo es por la convocatoria a la paritaria nacional y aseguró que "vamos a pedirle a Esteban Bullrich que se haga cargo de que es el ministro de Educación y no el gerente de Recursos Humanos. Vamos a exigir que se cumpla con la ley, que llame a paritarias y que solucionemos el conflicto que él mismo está generando. La táctica del gobierno y de los medios es la provincialización del conflicto. El conflicto es nacional. Ellos quieren que cada provincia se arregle como pueda".