comuna13online.com.ar

8  de julio de 2014

Un decreto de Macri puso en pie de guerra a los activistas de las Comunas

Por medio del decreto 251/14 con fecha del 25/6/14 MACRI DA UN GOLPE INSTITUCIONAL A LAS COMUNAS. Apoyándose en la ley de ministerios del Gobierno de la Ciudad, encontró una interpretación a la ley 1777 para poder manejarlas a su antojo.

Los activistas que se mueven en torno a los Consejos Consultivos y las Juntas Comunales, han estallado de ira ante la aparición del Decreto 251/14 del ejecutivo porteño. En ese marco han hecho llegar a nuestra Redacción el siguiente material para compartir el análisis de la norma que los preocupa. Lo hacemos conocer a nuestro Lectores para que extraigan su propia conclusión tras la lectura del mismo.

Como en la Constitución se establece en el artículo 127 que las Comunas son unidades de gestión política y administrativa con competencia territorial y como el artículo 128 dispone que las Comunas ejercen funciones de planificación, ejecución y control, en forma concurrente o exclusiva con el gobierno de acuerdo a sus competencias, el ejecutivo interpreta que las Comunas están bajo la órbita de la ley de ministerios de la Ciudad y así poder INTERVENIR a las mismas imponiéndoles “los gerentes y subgerentes” a su antojo.

En una primera lectura se ve que el rol de los Consejos Consultivos es de acompañar a las iniciativas de los “gerentes o subgerentes”.

Cuando se crea la Secretaría de Gestión Comunal y la de Atención Ciudadana es para que desde allí se acompañe el proceso de descentralización. A éstas les dan cada vez más funciones que en la práctica van en contra de la descentralización de las comunas. El decreto plantea que, en el marco del proceso de transferencias de competencias, es necesario dotar a ellas de una estructura organizativa adecuada al desarrollo de las competencias adecuada. El golpe se ve cuando dice que el CONSEJO de COORDINACION INTERCOMUNAL tomó intervención en esta decisión. El tema es que dicho Consejo es el que está integrado por los PRESIDENTES de las JUNTAS y éstos tendrían que haber debatido este planteo en las reuniones de Junta. Si hubiera sido así, se hubiera filtrado dicha disposición en vez de salir a hurtadillas.

En la Comisión de Descentralización de la Legislatura porteña niegan tener conocimiento y expresan su sorpresa al ser consultados. La presidente es del Frente para la Victoria, María Rosa Muiños y el vice es Luis Acevedo.

Hasta acá el por qué los “gerentes” y los métodos antidemocráticos que se le impone a las Comunas. Si bien hay más datos para justificar dicho decreto, hay un por qué del mismo.

En poco tiempo se vence el tema de que hasta el 5% del presupuesto es destinado a las Comunas. Por lo tanto se incrementará el mismo. La ineptitud de las Juntas Comunales en su trabajo, hace que el ejecutivo se plantee tener el control económico del futuro presupuesto destinado a las comunas. A cargo de la gerencia operativa comunal estaría todo lo que le corresponde por ley a los CCC. Al plantear que va a colaborar en el marco de todas las funciones con la administración general de la Comuna y con el funcionamiento del CCC, lo que serían las genuinas competencias de las Comunas estarían manejadas por las gerencias amparadas en la ley de ministerios de la Ciudad.

El esquema que se plantea es el siguiente: los gerentes y subgerentes serán nombrados por el ejecutivo hasta que entren en concurso. Si bien los nombra el ejecutivo para que las Juntas no sean cartón pintado, estos “responderían” a los Presidentes de las Comunas. Ahora bien, estos gerentes van a tener más poder que la Junta ya que la rendición de cuentas a la Junta es para la tribuna porque éstos responden al ejecutivo de la Ciudad. Las atribuciones que van a tener los “gerentes” son las de realizar la planificación, ejecución y control de los trabajos de mantenimiento urbano y espacio público comunales en coordinación con el área competente de la Secretaría de Gestión Comunal y Atención Ciudadana.