11 de septiembre de 2017   

Instalan una red de sensores para medir variables ambientales

La Ciudad tendrá funcionando en noviembre de 2017 una red de 1.000 sensores de variables ambientales y de comportamiento urbano, que ayudarán en la predicción eventos y sucesos para responder de manera eficiente y rápida.

La Ciudad de Buenos Aires tendrá instalada una red de 1.000 sensores cuyos datos permitirán conocer cuántas personas o cuántos autos pasan por una esquina de la Ciudad o medir la diferencia de humedad y temperatura entre dos barrios.

Esta nueva Red de sensores estará compuesta por 1000 dispositivos que estarán en funcionamiento a partir del mes de noviembre próximo. Los datos recolectados estarán disponibles en Internet. La Ciudad de Buenos Aires será pionera el Latinoamérica en aplicar este tipo de tecnología.

El Parque de la Ciudad y en el Palacio Lezama son los sitios donde se instalaron los primeros dispositivos, que aportarán datos sobre atmosféricos y de calidad ambiental, niveles de ruido, radiación solar y otras relacionadas con el comportamiento urbano, como flujos de personas o autos.

La nueva tecnología fue presentada en el Palacio Lezama por el Ministro de Modernización, Andy Freire que estuvo acompañado por autoridades de la empresas Inipop y Microsoft Argentina, encargadas de la instalación y funcionamiento del sistema.

"Los sensores estarán al servicio de la vida de los vecinos. Con esta tecnología podemos tomar mejores decisiones, predecir fenómenos y, a su vez, potenciar a emprendedores y vecinos", explicó Freire.

A través de la producción de los datos obtenidos, la Ciudad contará con mayor información para lograr mayor efectividad en la predicción de todo tipo de eventos y sucesos para responder de manera eficiente y rápida.