30 de septiembre de 2016   

La Ciudad ya tiene una Ley que regula los eventos masivos

La Legislatura porteña sancionó ayer con el respaldo de casi todo el cuerpo parlamentario, la Ley que regula los eventos con una concurrencia superior a 1000 personas en la Ciudad de Buenos Aires.

La Legislatura de la Ciudad de Buenos Aires convirtió ayer en Ley el proyecto que le da un marco normativo a los eventos masivos que se desarrollen en la Capital porteña. La iniciativa

El proyecto de Ley fue elaborado de común acuerdo entre oficialismo y oposición basándose de propuestas presentadas por los distintos bloques y del ejecutivo porteño, por lo que consiguió  un amplio respaldo en el recinto que se vio traducido en la votación, que resultó con 55 votos a favor, cero en contra y 4 abstenciones que corresponden a los legisladores Adrián Camps del Partido Socialista Auténtico, Marcelo Ramal del Frente de Izquierda, Patricio Del Corro del Partido de los Trabajadores Socialistas y Fernando Vilardo (Alianza y Libertad.

Evento masivo es "todo acto, reunión o acontecimiento de carácter eventual cuyo objeto sea artístico, musical o festivo, capaz de producir una concentración mayor a 1.000 asistentes, y que se lleve a cabo en establecimientos abiertos, cerrados o semicerrados en el ámbito de la Ciudad de Buenos Aires" establece la Ley.

También determina que "tres personas por metro cuadrado" será la capacidad máxima para espectáculos públicos sin participación del público y de "dos personas por metro cuadrado" cuando se trate de diversiones públicas, es decir eventos en los que los espectadores asistente participan del entretenimiento.

"Cuando la capacidad autorizada del evento supere los 5.000 asistentes, el Gobierno de la Ciudad deberá implementar un plan de presencia estatal dirigido a mantener las condiciones de seguridad y mejorar el abordaje de las emergencias que pudieran producirse" establece la norma.

En lo que refiere al control, la Ley detalla que tendrá que haber mínimo "seis inspectores de la Agencia Gubernamental de Control" para eventos con una concurrencia entre 5 mil y 10 mil asistentes y en los casos que se supere dicha capacidad, se deberá adicionar un agente de control extra por cada 5 mil asistentes.

También se creará un Registro Público de Productores de Eventos Masivos que funcionará bajo la orbita de la Agencia Gubernamental de Control e instaura un "plan de acción" que contemple asistencia médica en el lugar, acceso gratuito a hidratación, presencia de socorristas y la implementación de un operativo de seguridad y del servicio de bomberos.

Además, será obligatorio "un control de acceso tecnológico, para que se respete la capacidad máxima otorgada" compuesto por pantallas en las puertas de acceso y en el interior del lugar, que "permitan verificar en tiempo real de manera precisa y en forma visible el porcentaje de ocupación", esa información, deberá estar accesible para la Agencia Gubernamental de Control en tiempo real.