9 de mayo de 2016   

Se sancionó la Ley que regula el servicio de mensajería y delivery

La Legislatura porteña aprobó el pasado jueves la iniciativa que incorpora el servicio de mensajería y el reparto de alimentos a domicilio en motovehículos o ciclorodados al Código de Tránsito y Transporte de la Ciudad.

La Legislatura de la Ciudad de Buenos Aires aprobó por unanimidad en la sesión ordinaria llevada a cabo el pasado jueves, un proyecto de ley que regula los servicios de delivery de alimentos y mensajería en moto o bicicleta.

Se incorporó en el Código de Tránsito y Transporte de la Ciudad la figura de la "mensajería urbana y el reparto a domicilio de sustancias alimenticias en motovehículos o ciclorodados".

"Las actividades de mensajería urbana y reparto a domicilio de sustancias alimenticias en motovehículos o ciclorodados también conocidos como deliverys, ha crecido notablemente en los últimos años ocupando un lugar de notoriedad en el flujo vehicular de la Ciudad de Buenos Aires" planteaba la iniciativa.

Con la sanción de la Ley, se otorga un marco legal a la actividad, considerando aspectos tales como la exigibilidad de habilitación, el régimen laboral de los conductores, las características de los vehículos, los seguros exigibles y la creación del registro único, entre otros. También se establecen pautas que influyen en la seguridad vial, características de los vehículos, la capacitación del conductor, su indumentaria y determina los seguros exigibles.

La Ley también dispone la creación de un registro fomentando la inscripción como condición previa para el funcionamiento del servicio, logrando transparencia y protección para los usuarios. Y al determinar las condiciones laborales del personal afectado a la actividad, se pretende brindar protección y seguridad a los trabajadores, luchando por evitar situaciones de empleo no registrado. 

La iniciativa fue impulsada por el legislador Daniel Presti del bloque PRO, que destacó la creación de "un registro en el ámbito de la Subsecretaría de Tránsito y Transporte que otorga una habilitación para poder trabajar".

Además, el legislador del Pro recordó que "Fue un trabajo que comencé hace más de un año, donde una de las patas más importantes fue la Subsecretaría de Trasporte del Gobierno porteño, otra la Legislatura y por último la Asociación Sindical de Motociclistas Mensajeros. En este punto quiero destacar la colaboración que brindó el secretario general del gremio, Gabriel Acevedo".