28 de agosto de 2015   

La legislatura le aprobó la ampliación del presupuesto a Macri

El Jefe de Gobierno logró aprobar su iniciativa por amplia mayoría. La propuesta de Mauricio Macri amplía por 4,1 millones el presupuesto del corriente año, la mayor cantidad del dinero se utilizará para el pago de salarios.

Finalmente se cumplió lo que se preveía y la Legislatura de la Ciudad de Buenos Aires aprobó por amplia mayoría la iniciativa enviada por el ejecutivo porteño que incrementa en 4100 millones de pesos el Presupuesto 2015. El proyecto de ley se sancionó con 50 votos positivos, 4 negativos y 5 abstenciones.

Del total solicitado para la ampliación presupuestaria, casi el 90% será destinado para el pago salarios, 3.595.727.000 millones de pesos para ser exactos, El texto argumenta que dicha suma se utilizará "en los créditos asociados al gasto en personal del sector público de la Ciudad, en atención a los mayores gastos originados en los acuerdos salariales llevados a cabo durante el primer cuatrimestre del año, con las distintas organizaciones gremiales". Dentro de los aumentos salariales se menciona a los empleados administrativos, personal Médico y docentes del Gobierno de la Ciudad, y a los oficiales de la Policía Metropolitana.

De los 504.273.000 millones de pesos restantes, 450.000.000 millones será dinero destinado al subsidio a la educación privada y 44 mil millones, escaso 1,07% del total de la ampliación del presupuesto aprobada, se dispuso para el Hospital de Pediatría Prof. Dr. Juan P. Garrahan. Por último El proyecto también pide incrementar las letras del tesoro.

El Jefe de Gobierno porteño, Mauricio Macri fundamentó el proyecto que según mediciones de la Ciudad, la inflación del primer semestre fue de 25,50%, y prevé para el segundo un 29,50%, dichas mediciones perecen estar muy alejados de la realidad, más aún cuando la Dirección General de Estadística y Censos de la Ciudad registró en los primeros siete meses un aumento del Índice de Precios al Consumidor fue 13,8%.

El legislador Alejandro Bodart (MST-Nueva Izquierda) fue muy crítico y sostuvo que la iniciativa "no es solo salario". "Con el tema de la educación privada, del cual yo tengo un proyecto de ley para eliminar los subsidios, le están pagando los gastos a una empresa cuando la educación pública está muy deteriorada". También desaprobó el "endeudamiento" de la Ciudad, a partir de la emisión de las letras del tesoro. José Cruz Campagnoli (Nuevo Encuentro) cargó de igual modo contra el mecanismo de financiamiento propuesto en el proyecto.

El interbloque del Frente para la Victoria descreyó de las mediciones de la ciudad y aseguró enérgicamente que "la inflación va a ser más baja de lo que prevén". La jefa del bloque, Gabriela Alegre, hizo mucho incapié en el reclamo por las paritarias en el Hospital Garrahan y fue muy dura con el "pronóstico desalentador" que el PRO quiso instalar con las cifras propias de la inflación. Así mismo, argumentó el voto a favor "porque defendemos a los trabajadores, y porque entendemos que no hay ningún escenario caótico, y si sigue el proyecto nacional y popular a partir del 10 de diciembre no va a haber crisis económica".

El Frente SUMA+ del candidato a presidente Sergio Massa a través de su legislador Juan Nosiglia defendió la ampliación presupuestaria ya que "más del 85 por ciento de los recursos están asignados a los salarios y siempre nosotros vamos a priorizar preservar los derechos de los trabajadores", pero se mostró muy crítico sobre los excesos en los gastos de publicidad del Gobierno porteño.

Marcelo Ramal del FIT planteó sospechas acerca de que los 4 mil millones de pesos sean utilizados para los aumentos salariales y señaló que la ampliación "pretende satisfacer un aumento que ya estaba contemplado en el presupuesto". Desde Bien Común, Gustavo Vera manifestó "es un disparate la emisión de deuda en dólares" y se mostró en desacuerdo con el subsidio a la educación privada, hay colegios en la ciudad con cuotas excesivamente altas y "no puede ser que se le den salarios".