Suspendieron la audiencia pública por el aumento del subte

La justicia de la Ciudad hizo lugar a una medida cautelar presentada por legisladores del Frente de Izquierda y de los Trabajadores resolvió suspender la audiencia pública prevista para hoy.

El Juez Guillermo Scheibler, subrogante del juzgado N° 24 en Contencioso Administrativo y Tributario de la Ciudad de Buenos Aires, hizo lugar a una presentación de los legisladores Myriam Bregman y Patricio del Corro y resolvió suspender la audiencia pública prevista para hoy en la que se iba a tratar el incremento en la tarifa del subterráneo de 7,50 a 11 pesos.

Según el magistrado “la difusión de la convocatoria a audiencia pública fue realizada de un modo parcial e incompleto, omitiendo la fecha, lugar y horarios para consultar relevante la información necesaria para que los interesados puedan ejercer su derecho a una participación plena y en igualdad de condiciones“.

Además citó: “la Corte Suprema de Justicia de la Nación ha destacado que en esta materia la participación de los usuarios debe ser garantizada en instancias públicas de discusión y debate susceptibles de ser ponderadas por la autoridad de aplicación al momento de la fijación de las tarifas de los servicios públicos“.

Los usuarios deben “recibir de parte del Estado información adecuada, veraz e imparcial es un elemento fundamental del derecho de los usuarios, en tanto presupuesto insoslayable para poder expresarse fundadamente, oír a todos los sectores interesados, deliberar y formar opinión sobre la razonabilidad de las medidas que se adopten por parte de las autoridades públicas en relación con la tarifa de los servicios públicos” dictaminó la Corte.

El Gobierno de la Ciudad tenía previsto llevar el valor del viaje en subterráneo de 7,50 a 11 pesos en abril y a 12,50 en junio, aunque para concretar el incremento es obligatorio el desarrollo de la audiencia pública.

La diputada Myriam Bregman del PTS-Frente de Izquierda confirmó el fallo en su cuenta de Twitter y afirmó que “el juez nos dio la razón a la cautelar que presentamos y confirmó que pretendían una audiencia folclórica sin dar ninguna fundamentación para el tarifazo de 66 % que querían imponer. Ni el Gobierno de la Ciudad, ni SBASE ni Metrovías han dado información sobre los costos reales en que se apoyan para este tarifazo, y mantienen como un secreto de Estado la tasa de ganancia que todos los porteños le estamos subsidiando a la empresa Metrovías, que en 2017 estimamos debe haber superado largamente los $ 2.000 millones en aportes públicos”.

“A los funcionarios del Gobierno de la Ciudad se los ve mucho más preocupados por el aumento que en corregir las fallas graves que ponen en riesgo la vida de los usuarios y trabajadores, como se confirmó estos días con los materiales cancerígenos que tienen los coches usados comprados en un negociado con el Metro de Madrid. En los últimos años murieron cinco compañeros del subte trabajando. Necesitamos que el servicio esté bajo el control de los trabajadores y los usuarios” concluyó Bregman.