Ratificaron el tarifazo del 50% en el agua corriente para 2019

En la audiencia pública realizada ayer AYSA confirmó que el aumento será del 17% en enero y 27% en mayo. Fuerte rechazo por parte de los expositores.

La empresa Agua y Saneamientos Argentinos (AySA) expuso ayer en audiencia pública los argumentos para de llevar adelante un tarifazo de casi el 50% a partir de 2019. Este incremento afecta a todos los vecinos de la Ciudad y a más de 7 millones de habitantes del conurbano bonaerense.

La forma en que el gobierno piensa llevar adelante brutal aumento es en dos etapas: 17% en enero de 2019 y 27% en mayo, significa que a partir del sexto mes de 2019 el agua será un 48,5% más cara.

La defensora del Usuario del Ente Regulador de Agua y Saneamiento (ERAS), Ana Carolina Herrero, defendió el tarifazo “Es importante que los usuarios conozcan los beneficios de la tarifa social del Agua. Se eliminaron los subsidios generalizados a la tarifa y se avanzó hacia un sistema de beneficio económico focalizado, a requerimiento de los usuarios”.

De esta forma, según datos de AYSA, la factura media bimestral pasará de $ 951 a $ 1.113 en enero, hasta llegar a $ 1.413 en el junio. Por otro lado la empresa anunció que la tarifa se volverá mensual tal como sucede con el gas y la electricidad.

Desde que asumió este Gobierno, la empresa estatal aumentó 300% sus tarifas en 2016, 23% en 2017 y 32% de incremento en 2018.  “Contrarrestar los efectos de la inflación que afectan los costos” de operación” explicaron.

En el transcurso de la audiencia pública realizada en Tecnópolis hubo fuertes voces en contra del tarifazo, una de ellas fue Alejandro Amor, Defensor del Pueblo de la Ciudad, “El agua es un derecho humano, no solo un servicio público esencial. Por eso no debe cortarse el suministro. Ni en los hogares ni en los comercios y pymes, donde también trabajan personas con derechos que no deben ser vulnerados”, sostuvo.

En relación a la tarifa social, Amor indicó “debe ser única para todos los servicios y lo más amplia posible. La devaluación y la pérdida de poder adquisitivo que tuvo lugar este año en la Argentina hace que cada vez más personas deban acceder a ella.”

En concordancia, la Defensoría del Pueblo de la Provincia de Buenos Aires “La propuesta habla de un aumento del coeficente K, que fija una parte del valor de las tarifas, de un 44%, pero al analizar los números concretos de las distintas categorías aparece que el incremento real será de 48,5%, sumando más de 630% en los últimos años. El incremento de la inversión fue mucho menos, de apenas 172%” explicó el Defensor Adjunto Walter Mrtello.

“las cuentas incobrables sumaron más de $510 millones a fines de 2017, 56% más que un año antes. La incobrabilidad en 2018 podría ser aún más alta si se tiene en cuenta lo registrado en la ejecución presupuestaria del primer bimestre de este año que, llamativamente, es la última que fue difundida por el Ente Regulador de Aguas y Saneamiento (ERAS). Creemos que la nueva propuesta de AySA, en lugar de generar los recursos que se requieren para hacer inversiones y mantenimiento, provocará una mayor cantidad de usuarios que dejarán de pagar la boleta, como ya viene ocurriendo” advirtió.